Etiquetas

Y bueno. Es momento de volver. Esta vez, con energías renovadas. Este blog padecerá un cambio: Será más sencillo.

Será menos pretencioso definitivamente. Más íntimo. Más libre.

pergamino

Siento que me he liberado de algunos lastres, de algunas cargas sobre mis hombros, de allí el cambio.

Estos últimos tiempos he pensado menos, pero he sentido más. Mi error era quizás una excesiva seriedad y un afán desmedido de profundidad.

Mis “mandamientos”, en estos últimos tiempos, han sido éstos, atribuidos a Hemingway:

Tratar de aprender a respirar profundamente, a saborear la comida cuando comes y, cuando duermas, a dormir como un tronco.

Intenta estar vivo de verdad, con todas tus fuerzas, y cuando rías, ríe hasta partirte de risa.

Y cuando te enfades, enfádate bien.

Trata de estar vivo.

Porque ya estarás muerto suficientemente.

Y bueno. Solo me queda agradecer a mis bienamados lectores.

Anuncios